MÁXIMO EN PICARDÍA! METE A LA FAMILIA EN TODAS PARTES

URGENTE 24: El “acomodo” de familias fue una constante en la era kirchnerista. Ocurre que, el hijo presidencial, Máximo Kirchner al mejor estilo de Luis D’Elía “ubicó” a toda su familia política. Una investigación del portal BorderPeriodismo, detalla que María Rocío García, esposa del diputado del Frente para la Victoria, desde este año es ministra de Salud de Santa Cruz. Además cuenta que su hermana, la abogada Virginia María García, fue electa senadora nacional por esa provincia en la misma elección y lista por la que su cuñado logró ser diputado. La mayor de las cuñadas de Máximo Kirchner es María Candela García. Según da cuenta el informe, desde 2013 es secretaria del Tribunal Oral y penal provincial de Río Gallegos. Además, es miembro de la agrupación K Justicia Legítima.
Máximo Kirchner "acomodó" a toda su familia al mejor estilo D'Elía


Su hermana, María Belén García, entró a trabajar en la empresa de fomento minero de Santa Cruz, Fomicruz sociedad del Estado. Pero la cadena no termina en las cuñadas. La publicación de Borderperiodismo señala que Diego Fernando Felgueroso, marido de la senadora Virginia García, fue designado en mayo como uno de los directores generales operativos de la Secretaría de Coordinación Operativa de la Cámara de Diputados. Está a cargo de la diputada camporista Luz Alonso.

El esposo de María Candela, Marcelo Hugo Bersanelli, también coniguió un empleo público. Es subsecretario de Gestión Institucional y Administrativa en el Ministerio de Salud santacruceño, a cargo de su cuñada Rocío, la esposa de Máximo. Con otra de sus cuñadas, la senadora Virginia, es socio en el estudio de abogados que también lleva su nombre y que figura como proveedor de la provincia. Pero no solo eso: a Bersanelli también le da el tiempo para ser el apoderado legal de Los Sauces S.A., la empresa de la familia Kirchner.

El más joven de los concuñados de Máximo, Juan Manuel Biott, tiene 32 años y está casado con Belén. Hasta fines del 2015 fue empleado en la entonces Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación. Ahora solo mantiene otro sueldo estatal, contratado en la Universidad Nacional de la Patagonia Austral.

En el caso de la mujer de Máximo, el Gobierno dio de baja el Plan Argentina Sonríe. La Oficina Anticorrupción denunció que García desvió gastos por casi $4 millones en carteras, corbatas, servicios de spa en hoteles de lujo y restaurantes durante dos años.

Quien también habló sobre el cierre del programa sanitario k, fue el periodista Jorge Lanata quien detalló que el plan, que debía ser federal, solo llegó a tres provincias. Y dijo que para las campañas se firmaron convenios con universidades que no tienen la carrera de odontología, como la Universidad Nacional del Chaco, la de Entre Ríos, la de San Martín y la UTN de Río Gallegos.

RADIO ESCUCHAS DE SENSACIONES EN FACEBOOK

RADIO ESCUCHAS DE ANDRES ZARZUELO EN FACEBOOK GRUPO