Angaco: denuncia por uso irregular del combustible

Por Walter Rios - Diario De Cuyo
Los concejales opositores de Angaco denunciaron en la Justicia Penal que la gestión del intendente José Castro destinó casi 20 mil pesos de las arcas municipales al pago del combustible para los vehículos que serían de un grupo de funcionarios y empleados. Tras la presentación, fuentes calificadas aseguraron que el fiscal de Instrucción en turno pedirá que se abra la investigación para que se determine si hubo malversación de fondos públicos. El jefe comunal rechazó la acusación y explicó que si se llegó a disponer de dinero para miembros de su plantel político o al personal, “debe haber sido para que cumplan con alguna tarea específica de su función, ya que se trasladan en sus movilidades particulares”. 
Los autores de la denuncia son los ediles radicales Sandra Escuela y Alberto Fernández, la cual fue presentada el martes por el abogado Miguel Miranda. En la misma se detalla que entre los meses de abril, mayo y junio, ocho personas que desarrollan funciones en el Ejecutivo municipal y el Concejo Deliberante utilizaron un total de 615 litros de nafta y 365 de gasoil, lo que arrojó una suma de 19.266,96 pesos. Entre los que figuran como los que cargaron combustible se encuentran el presidente del cuerpo deliberativo, Mario Pacheco; el secretario de Planificación e Infraestructura, Américo Martínez, personal contratado e integrantes del área de Planificación, del Ente Turístico del departamento y la asesora contable del Concejo. En los documentos y tickets que los denunciantes recabaron y presentaron como prueba, aparecen las patentes de los vehículos que cargaron en una estación de servicio ubicada en la avenida Rawson. “En ningún caso se trata de movilidades municipales”, por lo que “estamos ante la situación de manifiesto beneficio particular, indebido, ilegal, sin previsión normativa ni partida presupuestaria, en favor de estas personas y en perjuicio del erario público”, resaltan en la denuncia. Según señaló Miranda, todo indica que usaron una nota de pedido u orden de entrega de área de Infraestructura para entregarle al proveedor, en la que se asentó los detalles de la carga y se adjuntó el ticket, para que el comerciante luego le cobrara a la comuna.

Los autores de la denuncia son los ediles radicales Sandra Escuela y Alberto Fernández, la cual fue presentada el martes por el abogado Miguel Miranda. En la misma se detalla que entre los meses de abril, mayo y junio, ocho personas que desarrollan funciones en el Ejecutivo municipal y el Concejo Deliberante utilizaron un total de 615 litros de nafta y 365 de gasoil, lo que arrojó una suma de 19.266,96 pesos. Entre los que figuran como los que cargaron combustible se encuentran el presidente del cuerpo deliberativo, Mario Pacheco; el secretario de Planificación e Infraestructura, Américo Martínez, personal contratado e integrantes del área de Planificación, del Ente Turístico del departamento y la asesora contable del Concejo. En los documentos y tickets que los denunciantes recabaron y presentaron como prueba, aparecen las patentes de los vehículos que cargaron en una estación de servicio ubicada en la avenida Rawson. “En ningún caso se trata de movilidades municipales”, por lo que “estamos ante la situación de manifiesto beneficio particular, indebido, ilegal, sin previsión normativa ni partida presupuestaria, en favor de estas personas y en perjuicio del erario público”, resaltan en la denuncia. Según señaló Miranda, todo indica que usaron una nota de pedido u orden de entrega de área de Infraestructura para entregarle al proveedor, en la que se asentó los detalles de la carga y se adjuntó el ticket, para que el comerciante luego le cobrara a la comuna.

El intendente resaltó que en ningún caso se entrega dinero o vales de combustible para que se hagan viajes personales. Y señaló que puede haberse dado la situación de que se hayan destinado fondos para que se realicen tareas inherentes a la función, ya que en la comuna no se pagan viáticos. Así, dijo que no tienen nada que esconder. “En el caso de que esto se haya dado, tengo dos opciones: o cumplo con la tarea pública o no la hago”, indicó.