El abuso anterior, clave en el caso del ex jefe de Inteligencia preso

La estrategia de la defensa del ex comisario general Isidro Ponce apuntará a los estudios psicológicos de la mujer policía denunciante.
El daño psicológico que sufrió la mujer policía que denunció al ex jefe de Inteligencia de la Policía de San Juan, comisario general Isidro Ponce, promete ser el epicentro de la investigación judicial para definir el futuro legal en la causa por abuso sexual gravemente ultrajante y doblemente agravado, por la condición de funcionario público del policía y por haber sido reiterado.

Por Gustavo Martínez Puga.

El daño psicológico que sufrió la mujer policía que denunció al ex jefe de Inteligencia de la Policía de San Juan, comisario general Isidro Ponce, promete ser el epicentro de la investigación judicial para definir el futuro legal en la causa por abuso sexual gravemente ultrajante y doblemente agravado, por la condición de funcionario público del policía y por haber sido reiterado.

Ese será uno de los puntos clave de en la estrategia de la defensa del comisario general Ponce, el abogado Gustavo de la Fuente.

El exjefe de la Dirección de Inteligencia (D-2) de la Policía de San Juan quedó preso el jueves último, cuando se entregó en el Tercer Juzgado de Instrucción, después de que el fiscal Carlos Rodríguez opinara que no correspondía que siguiera en libertad mientras se realice la investigación.

Una agente de la Policía de San Juan denunció en enero último que el comisario general Ponce la había abusado sexualmente en el 2011, cuando se ofreció llevarla a su casa, y luego en reiteradas oportunidades.

El caso se destrabó en los últimos días por los estudios psicológicos a la mujer policía, los cuales confirmaron que la víctima no mentía, no fabulaba y que tenía daños psíquicos productos de los abusos sexuales.

Pero luego se confirmó que la mujer policía había sufrido antes un abuso sexual antes de ser policía, cuando tenía 17 años, cuyo autor del hecho terminó condenado.

Según fuentes vinculadas al comisario Ponce, después de ese hecho la mujer policía denunció a otro efectivo de la fuerza también por abuso, pero dicen que ese hecho terminó con el sobreseimiento del uniformado.

El daño psicológico sufrido por un abuso sexual será el punto que atacará la defensa del comisario Ponce: puntualmente quiere saber si ese daño es producto del supuesto abuso por parte del comisario Ponce o si es por el abuso que sufrió cuando tenía 17 años.

Para aportar información en ese sentido, están buscando los antecedentes de ingreso a la Policía de la mujer denunciante, donde habría sido rechazada por cuestiones psicológicas en un primer intento.

TIEMPO DE SAN JUAN