Gobierno reivindicó su rechazo al cepo laboral antes de la sesión

La oposición intentará este jueves sancionar una ley que prohíbe los despidos por 180 días y le abre las puertas al regreso de la doble indemnización. Horas antes de que comenzará la batalla por el quórum, el Poder Ejecutivo reiteró su enfático rechazo a la iniciativa impulsada por el kirchnerismo a través de uno de sus principales voceros, el jefe de Gabinete, Marcos Peña.
"Este proyecto daña el proceso de inversión. No existe ningún país en el mundo con una ley así. Ni el PT de Brasil propuso una norma antidespidos. Son herramientas que no sirven. La señal es muy mala", aseguró el ministro coordinador en diálogo con la TV Pública.


"Este proyecto daña el proceso de inversión. No existe ningún país en el mundo con una ley así. Ni el PT de Brasil propuso una norma antidespidos. Son herramientas que no sirven. La señal es muy mala", aseguró el ministro coordinador en diálogo con la TV Pública.

La sesión especial que se realizará hoy en la Cámara de Diputados -si la oposición logra quórum- también fue tema de análisis: "Seguimos con mucho respeto el proceso que se desarrolla en el Congreso; pero tendrán que conseguir número (129 legisladores), si no habrá que ir a una sesión ordinaria en la que habrá muchos temas para tratar", especuló Peña en la misma entrevista.

El funcionario macrista luego reafirmó lo que ya dio a entender Maurcio macri en varias oportunidades: si se aprueba la ley antidespidos que llegó del Senado, el Presidente la vetará.
"Al igual que el Congreso tiene la facultad de sancionar leyes, el Ejecutivo tiene la facultad de vetar. Si está en la Constitución no es algo malo, es algo posible", destacó el jefe de Gabinete.
Para Peña, un sector de la oposición que impulsa esta normativa "quiere poner palos en la rueda para esconder los fracasos que tuvieron" cuando fueron parte del gobierno, mientras que otro sector "hace un diagnóstico diferente" de la problemática laboral.
En ese contexto, el ministro corrdinador consideró que la ley antidespidos "más que afectar a un sector político, va a dañar a los trabajadores" porque afectará la creación de empleo formal.