TARIFASO EN MISIONES DIO GOLPE A FUNCIONARIO K

La ola de indignación que generaron en Misiones los incrementos de más de 300% en la energía eléctrica derivó en una serie de protestas en los últimos días, que ha ido ganando adeptos y también tensiones. La convocatoria por redes sociales que el 29 de febrero reunió a unas 700 personas en Posadas se repitió el lunes con el doble de asistentes.
Los usuarios que se manifestaban en el centro de la ciudad fueron alertados de que el ministro de Hacienda Adolfo Safrán se encontraba por entonces en el Canal 12, en donde brindaba una entrevista en la que se refería a esos aumentos. Muchos se dirigieron allí para hacer oír sus reclamos. Y unos 150 consiguieron entrar al edificio donde funciona la señal.
Safrán fue increpado por decenas de personas, al igual que el periodista que conducía el programa, Gustavo Añibarro. El funcionario fue insultado, mientras afuera se oían cánticos con consignas como "chorros" y "se va a acabar esta costumbre de robar".
Los usuarios que se manifestaban en el centro de la ciudad fueron alertados de que el ministro de Hacienda Adolfo Safrán se encontraba por entonces en el Canal 12, en donde brindaba una entrevista en la que se refería a esos aumentos. Muchos se dirigieron allí para hacer oír sus reclamos. Y unos 150 consiguieron entrar al edificio donde funciona la señal.
MISIONES ON LINE
El programa debió salir del aire de manera intempestiva y el personal del canal se llevó al funcionario, no sin que antes recibiera un golpe en la nuca, detallaron los reportes de la prensa local. Añibarro, en tanto, evalúa por estas horas hacer una denuncia penal por el caso.

Los reclamos masivos comenzaron con la entrega de la última boleta de luz, que reportó subas sin precedentes. Pese a que está a menos de 100 kilómetros de la mayor generadora de Argentina, Posadas se cuenta entre las ciudades con la luz más cara del país.


La estatal empresa Electricidad de Misiones Sociedad Anónima (EMSA) trasladó a las facturas la quita de subsidios que hizo la Nación, pero además aplicó aumentos retroactivos a enero, cuando sí gozaba de ese beneficio. La suma hizo que el importe supere en muchos casos los dos mil pesos. En el caso de Gervasio Malagrida, promotor de las protestas, fue de 2.700 pesos.